25.- Monumento a TIZONA Y BABIECA.

En su Estudio – Museo de Villena,
bronce 67X65X21, sobre peana de piedra. 1962

Mucho hablaba Navarro sobre este Monumento que, propuesto, estudiado, bocetado y con una serie de pensamientos escritos sobre él, no llegó a realizarse y se quedó para enriquecer su Estudio – Museo como pieza singular y curiosa.

Por sus notas y comentarios parece ser que allá por el año 1962 fue requerido por el General Benavides, Director del Museo Histórico Militar, donde en alta vitrina en el frontis de uno de los rellanos de la escalera se guarda y se expone al público la famosa espada, “TIZONA”, para tratar de un monumento al caballo del Cid, “BABIECA”, aquel que después de admirarlo el Rey Alfonso VI y ordenarle lo hiciera correr ante él, el Cid quiso regalárselo, a lo que según “El Poema”:

“Entonces, dijo así el rey, -“Eso yo no quiero, no,

que al tomarlo yo, el caballo – perdiera tan buen señor.

Este caballo, como es, – tan solo es digno de vos,

para vencer a los moros – y ser su perseguidor,

quien quitároslo quisiere – no le valga el Creador,

por vos y por el caballo – muy honrados somos nos.”

Caballo con gran presencia en el canto de la épica de España, del que la leyenda llegó a decir que ganó batallas después de muerto su señor.

La motivación de la tentativa de este Monumento parece ser era para sumarse a la conmemoración que se preparaba de lo que se llamó “XXV AÑOS DE PAZ”. En la descripción de la idea que tuviera el General Benavides de cómo sería el caballo surgió el problema. Ya cuando estaba haciendo la maqueta en barro, decía: Babieca ¿era caballo o yegua?, porque el nombre, consultado, hallaba opiniones que parecía femenino. Cuestión que, cuando modelaba en barro, se le suscitaba presente el carecer de testimonio veraz, lo que se le quedó sin resolver y según él seguía sin aclararse todavía.

This image has an empty alt attribute; its file name is fdib-82c-226x300.jpg

Copiamos los pensamientos registrados, que guardaba en sobre titulado con su propia mano:

“Pensamientos sobre “BABIECA Y TIZONA”:

El primero es de Jaime de Foxá, manuscrito por Navarro: “SOLO * LAS ESPADAS * HINCADAS * CLAVAN AL SUELO * EL DESTINO DE LOS HOMBRES.

“PERO * SOLO CON ESPIRITU * DE CABALLERO * DE HOMBRE QUE CABALGA * SE MERECEN TIERRAS QUE FECUNDAR * Y CIELOS QUE GOZAR EN LA ESPERANZA”

Los siguientes deben ser de Navarro, porque están escritos de su mano, en letras mayúsculas, en 12 cuartillas:

“TIZONA ANTE LA ESTATUA DE BABIECA, REINA EPICAMENTE SOBRE ESPAÑA

YO PIDO QUE SE ELEVE UN MONUMENTO A BABIECA; UN MONUMENTO DE BRONCE SOBRE PIEDRA ASPERA, COMO ASPERO FUE EL CAMINO.

TIZONA. Las innumerables manos que se tienden a atraparla solo atrapan sus reflejos.

TIZONA colgada del espacio está aún chorreando gotas de sangre sobre este pedestal y sobre las centurias que van pasando bajo ella.

EN TODA ESPAÑA SE OYE LATIR EL CORAZON DE ESTE CABALLO

EL ECO ORGULLOSO TRANSMITE SUS RELINCHOS DE CONFIN A CONFIN

SUS CASCOS RESUENAN EN LA ETERNIDAD

TIZONA TIENE CARNE Y NERVIOS; LOS NERVIOS Y LA CARNE DEL CID SE PROLONGAN EN ELLA.

TIZONA ESCULPE A GRANDES GOLPES EL NOMBRE DE ESPAÑA EN LA ETERNIDAD

TIZONA ES EL DIOS DE LAS ESPADAS, ES EL BABIECA DE LOS CABALLOS, ES ENTRE LAS ESPADAS LO QUE EL CID ENTRE LOS HOMBRES

UN MONUMENTO QUE CORRE A TRAVES DE LOS CAMPOS DE LA POESIA, A TRAVES DE LA ATMOSFERA DE LA IMAGINACION.

La concentración que se precisa para ir plasmando estos pensamientos en cuartillas divisas, es muestra tanto del largo tiempo que le entretuvo la idea de este monumento, como de la ilusión que puso en él. No se llegó a realizar, y no se encontraron datos del porqué no se hizo. Pero la maqueta de barro le gustó y la vertió a bronce para él. Y en su Estudio – Museo la guardó y se guarda. Y habló mucho de ella durante los años finales de su vida.

Un día me espetó, de buenas, ésta pregunta: ¿Tú que opinas, Babieca era caballo o yegua?. Como jamás se me había ocurrido pensar en tal cosa, de pronto no supe qué contestarle. Pero hablando me llevó pronto a lo de que Babieca parece más nombre femenino que masculino. Miramos diccionarios y de ello resultó que aquello era solo apariencia, pues es nombre que se aplica a ambos géneros. Los diccionarios que consultamos dicen:

BABIECA.(JC). Común de dos. familiar. Persona floja y necia. Usase también como adjetivo. Nombre propio. Nombre del caballo del Cid.

BABIECA(MM). Palabra de sonido y expresivo; adjetivo y nombre calificativo; masculino y femenino. Bobo

No se encuentra respuesta concreta para la curiosa pregunta. Mas interesado por la originalidad, y para corresponder al interés riente que Navarro demostraba por ella recordé que un joven abogado, pariente y ahijado de mi esposa, que vivió desde muy niño en Rabat y allí cursó todos sus estudios, con prestigio de calificado arabista, Rafael Pérez Torreblanca Guardiola, residente en Alicante, hijo del ilustre abogado, nacido en Villena, Antonio Pérez Torreblanca, Director General de Agricultura, luego Secretario de Estado de la República, que falleció en el exilio, por carta le trasladé la pregunta.

Me contestó con erudita disertación sobre el árabe que venía a decir que Babieca podía asimilarse a juguete, y creía no haber encontrado nada para decir más. Aun así me decía que parece ser que en los guerreros árabes había alguna preferencia por las yeguas, consideradas más fieles y con menos riesgo de distracción en la batalla, que los caballos que podían dar algún quiebro al ver a alguna hermosa yegua desmelenada en el fragor de la pelea.

Pero me citaba los siguientes versos de romance árabe, que ya concretan en coincidencia más en los dos idiomas.

“Dice el rey moro vencido,

montado en yegua baya:

…………………

…………………

del caballo Babieca

yo oigo la patada.

Do la yegua pone el píe

Babieca pone la pata.

………………….

………………….

En el romance está claro que Babieca era caballo, y lo dice el rey moro que montaba yegua. Navarro no pudo conocer esta opinión, que se recibió a finales de 1984, cuando él ya había fallecido. En su memoria queda aquí su curioso interrogante por si alguien quisiera ahondar en el esclarecimiento del sexo de la famosa cabalgadura del Cid.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s